Tipos de blanqueamiento dental: ¿cuál es el más recomendado?

A medida que los dientes naturales van envejeciendo comienzan a oscurecerse debido en gran medida a la retracción de la pulpa o nervio dental o a desgastes del esmalte del diente. Sin embargo, también se pueden oscurecer por otras razones, como por ejemplo por nuestra alimentación, por malos hábitos o por otras cuestiones como la ingesta de algunos medicamentos, especialmente tetraciclina y, sobre todo, por un exceso de flúor. El blanqueamiento dental es un tratamiento estético muy conservador con el diente natural, y existen diferentes tipos de blanqueamiento dental con los que se logra cambiar el tono del color de los dientes, consiguiendo un color más joven y luminoso en los dientes envejecidos, devolviendo el brillo natural del esmalte dental. En definitiva, este es uno de los métodos más eficaces para conseguir unos dientes blancos y perfectos y desde Carlos Saiz Smile vamos a decirte cuáles son los diferentes tipos de blanqueamiento dental que existen para que puedas elegir cuál es el mejor y el más eficaz.

Tipos de blanqueamiento dental. ¿Cuál es el más efectivo? 

Con los diferentes tipos de blanqueamiento dental conseguimos que los dientes naturales tengan un aspecto más juvenil ya que eliminamos las tinciones y el oscurecimiento que se produce en los dientes durante el paso de los años.

Existen hasta 4 tipos de blanqueamiento dental dependiendo de las circunstancias en las que nos encontremos. No es lo mismo blanquear unos dientes sanos, que unos que tienen diversos problemas o que han pasado por procesos como endodoncias. 

Blanqueamiento dental en casa

Entre los tipos de blanqueamiento dental, en la actualidad contamos con la posibilidad de blanquearnos los dientes en casa una vez hemos acudido a la primera sesión en la clínica de estética dental. Tenemos que ser conscientes de que el resultado dependerá en gran medida del seguimiento de las instrucciones que haya dado el profesional y que, si bien existen muchas alternativas caseras, lo ideal es consultar primero con el experto para obtener los mejores resultados y no descuidar la salud dental.

El proceso de blanquear los dientes en casa suele consistir en utilizar un gel o pasta de dientes blanqueante y una férula que se deja sobre los dientes en un determinado tiempo. Al retirarla, tus dientes estarán un poco más blancos.

Se debe realizar este proceso de manera constante, puede durar desde unos días a unas semanas, dependiendo del producto. 

Blanqueamiento en una clínica de estética dental, un tipo de blanqueamiento dental muy demandado

Es probablemente la opción más demandada entre los tipos de blanqueamiento dental. Se realiza en clínicas especializadas donde analizan el estado de los dientes y, en base a él, nos proporcionan un blanqueamiento duradero.

Durante este proceso, primero se protegen las encías con una funda especial, después se aplica un gel blanqueante y, luego, se utiliza una luz que fija que potencia las propiedades de ese gel. Se suelen utilizar unas gafas para proteger los ojos durante el tratamiento.

Blanqueamiento dental mixto

Entre los tipos de blanqueamiento dental, el blanqueamiento dental mixto combina el blanqueamiento dental en clínica con el que podemos realizar en casa. En muchos casos, la clínica nos ofrecerá una férula y una pasta blanqueadora que cada cierto tiempo deberemos utilizar.

Los dientes muy amarillentos o deteriorados puede que requieran este tipo de tratamiento, puesto que una sesión en la clínica puede no bastar para lograr el blanqueamiento buscado. Es un tratamiento intensivo y se deben seguir al pie de la letra las instrucciones que sugiere el especialista para alcanzar el éxito.

Blanqueamiento vital, un tipo de blanqueamiento dental para eliminar tinciones 

Este tratamiento se encuentra entre los tipos de blanqueamiento dental que existen y está indicado para pacientes que presentan algún diente que se ha oscurecido tras una endodoncia, una enfermedad, el uso de algún medicamento, una fractura u otro motivo. Se puede llevar a cabo solo en dientes desvitalizados y su objetivo es igualar el tono del diente afectado con el del resto de dientes. Se aplica un gel en el interior del diente y se deja actuar hasta conseguir eliminar la tinción que ha producido la endodoncia. Normalmente son necesarias varias sesiones para conseguir eliminar dichas tinciones.

Se diferencia del blanqueamiento externo porque el gel se aplica en el interior del diente. Sin embargo, en el blanqueamiento externo, se utiliza un gel en la parte externa del diente.

 

Podemos decir que no existe un tipo de blanqueamiento que sea mejor que otro, ya que todo depende del tipo de problema o necesidad que quiera satisfacer el paciente. Es necesario que el especialista realice un correcto diagnóstico con el cual elegiremos el blanqueamiento que mejor resultado dará a los dientes que se quieran blanquear.

El blanqueamiento dental aclara varios tonos el color de los dientes o los iguala, pero hay que recordar que después del tratamiento se deben tomar ciertas precauciones. Debes saber que, tras someterte a un tratamiento de blanqueamiento dental, tu dentadura está más sensible a ciertos pigmentos. Por lo tanto, debes eliminar algunos alimentos de tu dieta con colores oscuros como la remolacha, espinacas, arándanos, salsa de soja o bebidas como el café, té, vino tinto o colorantes. También es aconsejable no tomar alimentos muy fríos ni frutas ácidas como la piña, el kiwi o los cítricos. 

Desde Carlos Saiz Smile, estamos dispuestos a ayudarte y asesorarte con tu tratamiento de blanqueamiento dental y cuál es el que mejor se adapta a ti. ¡No esperes más y contacta con nosotros a través de nuestra página web!